Estilicón 7

Pasamos varias semanas manteniendo las distancias con los visigodos, en nuestro caso, sin problemas de abastecimiento porque, de muto propio, las poblaciones nos dan vituallas como pago y recompensa de someter a Alarico y sus tropas. En Verona pararon. Dejaron de moverse. Ahora que estaban tan cerca de llegar a Dalmacia.

Mis espías llegaron de inmediato. Siempre fiables y rápidos. Alarico quería cruzar los Alpes, pero no para ir a sus terrenos sino para ir a la Galia. Los grandes dirigentes visigodos se habían reunido con Alarico decidiendo cambiar el pacto realizado.

Es el momento para buscar a mis centuriones más veteranos. Si quieren cruzar a la Galia, tendrán que cruzar el paso de Brenero. Tres centurias son suficientes para mantener el paso sin que puedan cruzar.

Mientras el resto de mi ejército se prepara para pasar la noche, las centurias elegidas salen a buen ritmo para controlar el paso. Mañana les daremos más tiempo atacando la retaguardia de los visigodos. Si quieren otra batalla la tendrán. Y sé quienes serán los primeros que quieren derramar sangre goda.

Más relatos de Estilicón 7:

www.tierradeficcion.com/category/estilicon/

Facebook:

https://www.facebook.com/TierradeFiccion

Twitter:

https://twitter.com/tierradeficcion

Por Francisco José Díez Devesa

Doble grado de Derecho y Economía en la universidad Carlos III. Grado elemental en clarinete.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *