Orden o Rebelión 15

Tras cuatro semanas encerrada, es el momento decisivo. Es golpear fuerte y rápido, con diligencia. Presentarnos en las dos habitaciones de los capitanes para detenerlos. Que no se lo esperen. A la vez tenemos que detener a todos los cabecillas de los rebeldes

A mí me han dejado lo último de todo. Llegar con todo un regimiento de la guardia del Príncipe para detener a todos los rebeldes, incluido el consejero. Tengo que evitar que se escape alguno y, sobre todo, que al consejero le pase algo. Por eso es tan importante que mi aparición sea por sorpresa.

Salgo por primera vez en casi 29 días. Paso por mi habitación poniéndome la armadura entera incluida la celada para ocultar mi cara. En el patio de entrenamiento me esperan, a caballo, dos capitanías de la Guardia del Príncipe. Me subo al caballo que me ofrecen y ordeno con un gesto el avance de todos.

Formados en fila de a dos para la marcha. Nuestro objetivo está a las afueras de la capital. El plan es rodear la ciudad. En menos de una hora estaremos en las puertas de la guarida si todo sale como tenemos previsto en nuestro plan.

Que entremos todos a la vez es clave, el general Rotertus para detener a su capitán, el capitán Prepotines con la Maga Real para detener al suyo y yo a toda la cúpula rebelde. El mismo día y al mismo tiempo.

Otros relatos:

https://www.tierradeficcion.com/category/orden-o-rebelion/

Facebook:

https://www.facebook.com/TierradeFiccion/

Twitter:

Por Francisco José Díez Devesa

Doble grado de Derecho y Economía en la universidad Carlos III. Grado elemental en clarinete.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *